Lobezno. Clásico cómic

Figuras Marvel

Lobezno. Clásico cómic

Es difícil, por no decir imposible hablar de Marvel y los X-Men sin hablar de Lobezno o Wolverine en inglés. En hispanoamérica se le llama Glotón, Guepardo, Aguja Dinámica,  Emilio Garra o su nombre original Wolverine según el país que nos encontremos.

Pero llamemos como le llamemos, esa imagen, esa estética, esos colores son  inconfundibles. Estamos hablando del Lobezno más comiquero, el Lobezno clásico de las viñetas y las series de animación. La mayoría de nosotros hemos crecido con este Logan, su nombre original, viendo sus dibujos animados o leyendo sus aventuras en los cómics y casi seguro que era nuestro mutante favorito. 

Su primera aparición en cómic fue en el número 180 del cómic The Incredible Hulk, en octubre de 1974. Además, hizo frecuentes apariciones como invitado en otros cómics de Marvel. En las décadas de 1980 y 1990, los cómics en los que aparecía el personaje de Wolverine llegaron a convertirse en los más vendidos de la editorial. Y no es para menos, ya que Lobezno es uno de los personajes de más reconocibles del mundo de los superhéroes tanto en cómic como en series de animación así como en la gran pantalla.

Como ya sabemos, Lobezno es uno de los famosos X-Men o Patrulla X como lo conocíamos antes en España y también es uno de los más poderosos. Los X-Men son mutantes, afectados por el gen X que les permite tener habilidades sobrehumanas como las de Lobezno, a saber: fuerza, resistencia, velocidad, sentidos muy desarrollados como el olfato y el oído (no en vano son características de un lobo) factor curativo rápido y un esqueleto modificado con adamantium que, junto con el vibranium son los materiales más resistentes del mundo Marvel. Aunque esta última característica no forma parte de la mutación del gen X sino que le fue añadido artificialmente para crear la famosa arma X que lo convirtió en lo que ahora conocemos como Lobezno.

Su carácter también es peculiar. Es, y nunca mejor dicho, un lobo solitario. Su comportamiento es introvertido, serio, impulsivo y decidido. Muestra resistencia a las órdenes y a la subordinación. La verdad es que su carácter me recuerda mucho a Batman, salvando las dierencias. 

En la gran pantalla también tiene mucho que decir, sobre todo con los últimos años desde el año 2000, año que apareció la primera de las películas de X-Men donde Lobezno fue interpretado por Hugh Jackman en nueve de las diez películas. Precisamente también he hecho la figura de este Lobezno, concretamente de la película X-Men 3 que puedes ver en dos de las fotos de esta galería o pulsando aquí.

En esta figura en concreto he querido hacer, como ya he dicho el Lobezno del cómic, el del traje clásico amarillo azul y negro inconfundible. Desgarrador…

 

Manuel Pastorino